miércoles, 20 de octubre de 2004

, ,

Un nuevo día

El día gris ya amaneció,
ya pareció,
entre gris color
sin fin temor
que ya pasó
como un vagón
en callejón.

Azul celeste
que en él trasciende,
una luz muy tenue
en él desciende,
un llamado vivo,
en mí suspiro
por lo sufrido.

En las caras risas,
gente sin prisa,
un brilloso sol
desde el balcón,
un gato gordo
allá al fondo,
desde mi asombro
un feliz reposo.

Un nuevo día
feliz me hacía,
en la avenida
gente reía,
miraba espejo
en él reflejos
de un mundo lleno
de muchos sueños.

Ayer fue oscuro
hoy ya sin nudos,
colores vivos
de luz bendito,
veme muy fuerte
animo creciente,
en los anhelos
sin muchos peros.

Vivir segundo
siguiendo un rumbo,
el que he creado
y he meditado,
proseguir
mis metas a cumplir
en la magia del vivir.



Waldylei Yépez



Datos del archivo:

032.Un nuevo día.Colección El Poder de las Letras.Waldylei Yépez.docx
20/10/04

¿Te ha gustado este contenido? Por favor, ayúdanos a mantener el sitio con una donación.

¡Gracias por tu apoyo!