domingo, 1 de mayo de 2005

,

Lágrimas de corazón

[Colección El Poder de las Letras / Mayo 2004- Junio 2005]

Lágrimas de corazón

Cierra tus ojos y déjame subir al cielo...

Cierra tus ojos y déjate llevar por el viento
que sea él el salvador de los tiempos,
deja que tu llanto y tu sonrisa
se embarquen en un velero
que está impulsado por el océano
para navegar entre sueños rotos y cumplidos,
la verdad es un lío.

Estás tan cercanamente lejos
que lejanamente veo tu cercanía,
estás tan distantemente dentro de mí
que profundo es el vacío que tengo sin ti,
tus palabras impregnadas quedan,
tan valiosas para mí son ellas,
¿Cómo pedir a alguien que se aleje
cuando no quieres que lo haga,
y ese alguien tampoco quiere irse?
he allí mi torturante dilema,
he aquí mi dolor en vida,
mira allá el cadáver de corazón
que sumiso en llanto no dice <adiós>.
No estás aquí aunque puedo escucharte,
no te miran pero sin embargo yo te veo,
te vas y te quedas, vuelve o regresa,
has dado vida a mis letras
como el predicado al sujeto,
cual si fuera agua para el árbol
o viento para el ave.

Helo aquí, rojas lágrimas de un corazón sangrante,
espinas incrustadas en mi sutil vida,
lluvia caída desde las perlas de mi rostro,
rostro entristecido por ver la realidad,
realidad que trate de vestir con optimismo
pero es hora de aceptar al mundo tal cual es,
de decir que te quiere ese, quizás tonto, corazón
pero es injusto no exista ese <aquí estoy>,
qué poca suerte tengo, pobre caminante de sueños,
pobre niña castigada sin juego ni helados.

Mis alas rotas estuvieron,
mis alas rotas están,
yo sé cómo escribir una letra,
yo sé cómo volver a empezar,
yo sé que sangra mi herida,
yo sé no podré olvidar,
soy sólo un insípido poeta
que ha muerto y ha vivido,
ha sufrido y renacido,
soñado y confundido,
amado y añorado
llorando estremecido.

Un regalo jamás abierto,
una triste lágrima frente al viento,
la última gota de la botella
y el silencio de una estrella
pues mi risa se apagó
cuando lágrimas mi corazón derramó,
sé que estaré y estarás presente
aunque en realidades el sol este ausente.

0 comentarios: